21 de mayo de 2022
FÚTBOL

Tras la eliminación de River, Gallardo: “Es una derrota que duele y yo soy el primer responsable”

El DT habló de una caída “inesperada” que analizó con minuciosidad.
El DT habló de una caída “inesperada” que analizó con minuciosidad.
El entrenador de River Plate, Marcelo Gallardo, resumió en la frase de “felicitar a Tigre por su planteo y la victoria que lo llevó a semifinales” de la Copa de la Liga Profesional lo que le dejó a él y a sus dirigidos la “inesperada” eliminación en cuartos de final del certamen tras perder 2-1 en el Monumental.

Luego del encuentro, el “Muñeco” Gallardo habló en conferencia y dejó respuestas que darán que hablar.

“No hablé con Palavecino que es el jugador que está en la jugada pero a priori en la cancha pareció probable penal, después lo estuve observando en la repetición y está bien que el árbitro no lo haya validado, me parece que no hubo intención del arquero de querer llevárselo puesto, creo que fue un acierto del árbitro”.

“No creo que hayamos sido superados, no sentimos que el rival nos haya superado, sí que estuvo bien. El rival jugó un muy bueno primer tiempo, nosotros no jugamos un buen primero tiempo, mejoramos en el segundo, tal vez no encontrábamos los caminos con claridad, no estábamos lúcidos para ver las posibilidades, y en el segundo tiempo hubo un cambio del equipo para seguir intentando más allá de los bloqueos que encontrábamos en las penetraciones hacia el arco de Tigre, llegó el gol, eso nos dio un envión y a ellos también los golpeó. Ya estábamos posicionados en su campo, teníamos un nuevo partido que comenzaba, después vino el segundo gol de ellos, creo que nos golpeó muy fuerte, nos costó emocionalmente, sentimos el golpe porque estábamos en partido en ese momento. Después intentamos hasta el final, hay que reconocer que el equipo intentó hasta el final y bueno, nos tocó quedar eliminados de esta Copa. Nada para decir, felicitar a Tigre que nos hizo un buen partido y nosotros no tuvimos la mejor noche y encima cometimos errores que significaron golpes anímicos importantes y pasan cosas así, como nos pasaron esta noche. A dar vuelta la página, no queda otra y tratar de ser más regulares en lo que viene, que nos va a dar enseñanzas también”.

“Ellos plantearon un buen partido, nos quitaron la posibilidad de las líneas de pase que solemos encontrar en nuestro juego, nos cortaron, nos bloquearon bien esas posibilidades, fueron muy agresivos en ese robo de pelota en campo de ellos, creo que el gol tempranero a ellos les facilitó el juego porque después encontraban en cada corte de nuestras jugadas defensivas posibilidades de contra y eso les dio confianza y estuvieron bien, hicieron un buen partido”.

“En el segundo tiempo nosotros tuvimos un enfoque diferente y así y todo nos costaba entrar, nos cortaban las líneas de pase, nos cortaban a los receptores y ahí es donde no teníamos claridad. El gol vino de una jugada de media distancia en la que movimos la pelota de lado a lado y encontramos un pateador. Ahí empezaba otro partido, pero vino un error no forzado y eso nos golpeó. Ellos volvieron a defenderse bien, achicando espacios hacia atrás y nos costó”.

“Siempre cuando te tocan derrotas duras como esta que no esperás porque llegábamos bien al partido y no hay ninguna excusa, llegábamos descansado, con ilusión, con ganas de llegar hasta el final, era el objetivo principal junto con la clasificación a la próxima fase de la Copa Libertadores y bueno, nos quedamos en la puerta de una posible semifinal, duele, golpea, no lo esperábamos… Creo que el equipo venía bien, pero nos encontramos con una mala noche en general. No pudimos fluir en el juego, no tuvimos buenas actuaciones de funcionamiento general y las individualidades tampoco estuvieron lúcidas. Cuando tenés una mala noche no hay otra que tatar de olvidar rápido, felicitar al rival, que ganó haciendo un buen trabajo y seguir para adelante porque es lo único que queda, pero siempre para adelante”.

“No los teníamos, cada uno con su respectiva lesión… no hay excusas. Encaramos el partido con el mejor equipo posible que teníamos en cabeza, que venía con buenas expectativas y no lo pudimos sacar adelante, o sea que no hay excusa, los que no están siempre suelen ser los mejores y eso no siempre es así, recuperaremos a los jugadores lesionados para lo que queda de la copa porque es importante seguir buscando la clasificación, seguir sumando puntos y prepararnos para lo que viene, hay que digerir esta derrota amarga que golpea pero bueno, a levantarse”.

“Tigre no permitió nuestros pases filtrados que habitualmente podemos hacer, también hay falla propia en la búsqueda y en la insistencia. Y después también que en el primer tiempo no jugamos bien más allá del rival nos costó entrar en partido, ese primer tiempo no fue para nada bueno. Corregimos y mejoramos en el segundo, en las intenciones y en la búsqueda, pero a veces cuando se cometen errores puntuales que padecemos y sufrimos goles hay un golpe anímico importante y por más que quieras salir, otra vez tenés que salir a remar, algunas veces lo podés hacer y otras veces no alcanza. Tuvimos alguna chance para empatar después del 2-1 y no se dio, ya está. Hay que asumir la responsabilidad de no haber podido sacar el partido adelante, soy el primer responsable de no haber podido fluir porque soy el que decide quiénes juegan y el que arma la estrategia del partido, y cuando no podemos fluir soy el primer responsable en cuanto a esa no lectura y en cuanto a no haber sido mucho más ambicioso en la búsqueda más allá del planteo del rival”.

“Suelo hacer muy autocrítico con lo que veo y con lo que siento y después bueno: a seguir trabajando. Fue así siempre y seguirá siendo así porque no todas las veces podés ganar y cuando te toca perder hay que seguir trabajando, hay que pararse y seguir”.

“Fuimos discontinuos e irregulares. No fue una primera etapa de año mala, tuvimos muy buenos partidos, algunos otros no tan buenos y algunos malos, entonces fuimos irregulares, no está mal reconocerlo. Uno observa y tiene que decirlo. La búsqueda es siempre la misma: ser regulares y continuos, buscar un funcionamieento que nos dé más posibilidades de ganar que de perder. Queda la segunda parte del año, intentaremos mejorar, ser más regulares y continuos de lo que fuimos en esta primera mitad”.

“Siempre hay cosas para mejorar y más cuando se pierde. En la derrota uno puede hacer un análisis mucho más negativo de las situaciones pero bueno, en realidad hubo muchas irregularidades no solo nuestras sino de todos los equipos en esta primera mitad y nosotros tenemos que ver los objetivos principales para tener expectativas e ilusión de poder alcanzar una etapa de definición. Para eso vamos a tener que corregir algunas situaciones que en esta primera mitad nos han hecho mucho daño, y después tenemos que tratar de ser regulares en el funcionamiento, de eso agarrar lo bueno y tratar de potenciarlo, y lo malo mejorar y tratar de evitar las posibilidades que le otorgamos a los rivales para darle vida en los partidos, esos son los aspectos que tenemos que mejorar y no esconder”.

“Al hincha, simplemente reconocer que el equipo, más allá de que en algunos momentos no ha jugado bien, siempre ha tratado de entregar el máximo y hacer que se sienta representado. La gente tiene respuesta propia, acompaña, llena el estadio cada partido que jugamos de local, nos apoya, hay que tratar de devolverle ese apoyo incondicional con mejores respuestas futbolísticas que es lo que siempre queremos hacer, y yo soy el primer responsable y comprometido con esa causa, para que ellos puedan sentirse representados por el equipo. En ese sentido, hasta el último día que esté acá voy a seguir esforzándome como cada día para que los jugadores le puedan devolver a toda esa gente que nos apoya y puede verse representada. Que la gente no tenga duda de que va a ser así hasta el último día. En cuanto eso ya no pase, la gente responderá de otra manera, pero hasta ahora ha acompañado de una manera increíble”.

“Nosotros jugamos cada partido con el deseo de ganarlo. El fútbol argentino es muy competitivo y es muy duro enfrentar a cada equipo porque hay buenos equipos, buenos entrenadores, porque nos conocemos, algunos incluso tienen un plus y eso lo hace muy competitivo. No me sorprende tener que seguir tratando de elevar nuestra vara para desafiarnos y ver si podemos ser mejores”.

Comentarios