TELECREATIVA
4 de octubre de 2022 -
INTERNA

Horacio Rodríguez Larreta y varios dirigentes de Juntos por el Cambio respondieron a las duras críticas de Carrió

“Este no es el camino”, le replicó el jefe de Gobierno porteño.
“Este no es el camino”, le replicó el jefe de Gobierno porteño.
El jefe de gobierno de la ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, le respondió a Elisa Carrió quien criticó en duros términos a diferentes dirigentes de Juntos por el Cambio (JxC).

“Ese no es el camino. Es muy saludable que haya discusiones internas pero el agravio es el límite”, expresó el funcionario desde su cuenta de Twitter, en un extenso comunicado. Minutos después, la líder de la Coalición Cívica redobló la apuesta y le contestó desde esa misma red social: “El camino es la transparencia”.

Carrió, en una entrevista con LN+ este martes, apuntó contra diferentes dirigentes de JxC al asegurar que hicieron “negociados” con un sector del oficialismo en vistas al ingreso de Sergio Massa al Ministerio de Economía. Al ser consultada sobre si Larreta es amigo del flamante funcionario, ayer contestó: “¡No! Es amigo de la época de la Anses, pero no tiene negocios, si los tuviera te lo diría, porque no estoy dispuesta a defender a nadie”.

Carrió, en esa entrevista, había exigido fijar “reglas de decencia” hacia el 2023, pero la frase que ofendió al interior de la coalición opositora fue cuando señaló: “Hay personas clave de Juntos por el Cambio que hacen negocio. Hacia delante, Juntos por el Cambio tiene que tener reglas decentes, tiene que estar conformada por decentes. No puede haber más negocios”.

Larreta, desde su comunicado, expresó que tiene “un profundo respeto por Lilita, una de las fundadoras del espacio junto a Mauricio”, no obstante, destacó: “Pero no estoy de acuerdo con sus declaraciones de estos días sobre distintos miembros de Juntos por el Cambio. Este no es el camino”.

Además, señaló que “es muy saludable que haya discusiones internas, pero el límite son los agravios” y subrayó que cada partido del espacio opositor debe mantener el diálogo. “Tenemos instancias establecidas, como la Mesa Nacional. Mecanismos fortaleciendo e institucionalizando que debemos seguir. Más allá de nuestras diferencias, con mucho esfuerzo y convicción hemos logrado mantener la unidad, que es lo que además la gente nos pide. Lo colectivo por encima de las diferencias individuales”, destacó.

Carrió hizo serias acusaciones sobre las internas que hay en JxC., objetó debates internos en la alianza y centró sus cuestionamientos contra el presidente del bloque de diputados de Pro, Cristian Ritondo; el actual legislador y exministro del Interior Rogelio Frigerio; y el extitular de la Cámara de Diputados durante el gobierno anterior, Emilio Monzó.

Dijo que hasta antes de la asunción de Sergio Massa como ministro de Economía, había dos posturas enfrentadas dentro de la coalición. Según explicó, había un sector que buscaba llevar a la fuerza hacia un acuerdo con un “neo PJ con Massa”, mientras que otro, en el que se incluyó, detrás de un “panrepublicanismo”. Así, ayer dijo: “La asunción de Massa en el Ministerio de Economía salvó a Juntos por el Cambio”.

En el sector “panrepublicano” nombró a Macri, Mario Negri y a Patricia Bullrich. “Había otro [sector] que estaban jugando, que siempre jugaron durante nuestro gobierno”. Carrió acusó a ese otro sector por sus vínculos con Massa para luego decir que Larreta no tiene “negocios” con el Ministro de Hacienda.

Por otra parte, hizo referencia a los líderes del espacio político que conforma sin nombrar a Bullrich: “Macri [Mauricio] y yo somos los líderes de Juntos por el Cambio, del Pro y la Coalición Cívica, que fuimos los que armamos. Y está el líder del radicalismo, que es el presidente del partido. Cada uno es líder de su espacio. Los que estamos de acuerdo, y en esto también estuvo de acuerdo Gerardo [Morales], que estas son las reglas.

La respuesta de Larreta estuvo en sintonía con el descargo que hizo Patricia Bullrich, aunque las del jefe de Gobierno porteño fueron más conciliadoras. La presidenta del Pro, también desde las redes sociales, ayer dijo que Carrió “da un espectáculo degradante” y pidió “terminar la impunidad de la palabra”.

“Como presidenta del PRO no puedo ver con buenos ojos el espectáculo degradante de Elisa Carrió, al golpear a dirigentes de Juntos por el Cambio objetando sus conductas éticas”, escribió. “Y esto sin mirar la propia y la de sus aliados. Basta, Carrió. Hay que terminar con la impunidad de las palabras”, lanzó.

A ese descargo, además del de Larreta, se sumó el de Morales. “No vale todo, @elisacarrio. Es de una gran irresponsabilidad tu actitud insultante hacia mí como Gobernador. Si hay alguien al que le tocó enfrentar a la mafia y que no negocia impunidad, soy yo”, expresó el presidente de la UCR desde su cuenta de Twitter.

Morales, además destacó que quienes deberían ser señalados como responsables de la crisis en el país son parte del oficialismo. “Hay que consolidar Juntos por el Cambio como alternativa para el país, no dividirlo. Los adversarios que están destruyendo las esperanzas del pueblo argentino están en el Frente de Todos”, apuntó.

El diputado por la provincia de Entre Ríos, Rogelio Frigerio, también acusó recibo de los dichos de Carrió. “Siempre voy a trabajar para consolidar la unidad de JxC. Quienes atenten contra este objetivo, son funcionales al kirchnerismo. Cualquier denuncia se debe presentar en la justicia con pruebas y no en shows televisivos que siguen alejando a la política de la sociedad”, escribió en su cuenta de Twitter.

Carrió había dicho que Frigerio había manejado “la casta de Aysa” cuando fue Ministro del Interior en la gestión presidencial de Macri. “En un año van a salir riquísimos [José Luis] Manzano, [Daniel] Vila, Mauricio Filiberti [dueños Edenor] y Massa por Aysa. Aysa es una caja. Y es de Massa. Antes fue del [exministro del Interior, Rogelio] Frigerio. Antes, la casta de Aysa era de Frigerio”, dijo.

Además, señaló que el ahora diputado, en las elecciones legislativas del año pasado había incluido entre los candidatos “una amante” en una de las listas y que además era su testaferro. “[Frigerio] me puso un amante en una lista, y dije ‘Me bajo de la lista de Capital si no me sacan a la amante de Frigerio, que estaba incluso como su testaferro’. La hija estaba con problemas de abuso”, lanzó Carrió en una frase en la que no dio más detalles.

Por su parte, Monzó también se refirió a las acusaciones directas que hizo Carrió en su contra. “Trabajé para formar Cambiemos y seguiré trabajando para que Juntos por el Cambio sea una alternativa para quienes desean una Argentina de trabajo y progreso”, escribió en un corto tuit.

“Yo sé que en la Cámara [de Diputados, Emilio] Monzó tenía negocios con Massa porque lo veía”, había dicho ayer Carrió y argumentó con una anécdota: “En un momento iba a ser presidenta de la Comisión Bicameral del Ministerio Público, que era un sostén y una seguridad para los fiscales, pero quien me veta fue el massismo. Luego, Monzó me dijo: ‘Hubieras hablado conmigo’. ‘Claro, porque vos sos el socio del massismo’, le dije”.

Cristian Ritondo fue más extenso a la hora de contestar las acusaciones de la referente de CC. Además de apoyar la respuesta de Bullrich, dijo que Carrió “sale a jugar su interna de la peor manera” y que “ensucia sin sustento” a quienes dieron “batallas enormes contra el kirchnerismo y las mafias”.

Además, retuiteó las palabras del intendente de Lanús, Néstor Grindeti, en las que lo apoya tanto a él como a Frigerio: “Conozco a @cristianritondo y a @frigeriorogelio desde hace muchos años. Son dos dirigentes recontra comprometidos con JxC. Las peleas entre políticos están fuera de agenda de los problemas reales de nuestros compatriotas. Tenemos que estar unidos para poder salir adelante”.

Carrió había dicho ayer: “Este fue un acuerdo de Massa con el gobierno de JxC. Básicamente [el exministro de Seguridad bonaerense, Cristián] Ritondo, y el que era ministro de Justicia, de negocios con el massismo, Gustavo Ferrari”.

Ritondo luego difundió un comunicado firmado por los miembros del bloque Frente Pro de la Cámara Baja, que también posteado por María Eugenia Vidal. En el escrito afirman que “el interbloque de JxC es el principal activo” de la coalición “que desde 2015 tiene por objetivo cambiar el destino e decadencia de nuestro país al que nos arrastró el populismo”.

Por otra parte, señalaron: “Podemos no estar de acuerdo con alguna estrategia política o parlamentaria pero nunca dirimir las diferencias sembrando dudas sobre la integridad de quienes somos parte de esta coalición política”. Luego, cerraron: “Nuestro objetivo siempre es trabajar por la gente y por la consolidación de una fuerza política que pueda ser alternativa para los argentinos en el 2023″.

Pero Carrió también recibió apoyos. El presidente de la Coalición Cívica ARI y diputado nacional Maximilano Ferrarola apoyó y le respondió a Morales desde un postéo en Twitter: “Gerardo, la posición de la Coalición Cívica y Lilita siempre ha sido la misma, nuestra coherencia histórica en defensa de las instituciones y la republica da cuenta de ello, la unidad no significa uniformidad. La diversidad de miradas nos fortalece”.

En tanto, Carrió en respuesta a lo dicho más temprano por Larreta, escribió en Twitter: “El camino tiene que ser la transparencia”.

EL COMUNICADO COMPLETO DE LARRETA. “Hace muchos años que desde la UCR, la CC y el PRO; y, ahora, desde Juntos por el Cambio, venimos trabajando juntos por la República y por el desarrollo de nuestra querida Argentina. Argentina que hoy nos duele.

Tengo un profundo respeto por Lilita, una de las fundadoras del espacio junto a Mauricio, pero no estoy de acuerdo con sus declaraciones de estos días sobre distintos miembros de Juntos por el Cambio. Este no es el camino.

Es muy saludable que haya discusiones internas, pero el límite son los agravios. Tenemos instancias establecidas, como la Mesa Nacional. Mecanismos fortaleciendo e institucionalizando que debemos seguir. Más allá de nuestras diferencias, con mucho esfuerzo y convicción hemos logrado mantener la unidad, que es lo que además la gente nos pide. Lo colectivo por encima de las diferencias individuales.

Es mucho más fuerte lo que nos une que lo que nos separa. Es la unidad lo que nos va a permitir volver a tener la oportunidad de transformar la Argentina y mejorar la vida de millones de argentinos que hoy viven con angustia y mucho dolor”.

Comentarios