TELECREATIVA
30 de noviembre de 2022 -
LA MATANZA

Una patota atacó a un joven para robarle el celular y la billetera

Diego Ortega debió ser hospitalizado por las heridas, aunque afortunadamente ya fue dado de alta.
Diego Ortega debió ser hospitalizado por las heridas, aunque afortunadamente ya fue dado de alta.
Un hombre de 32 años fue atacado a golpes y patadas por cinco jóvenes que intentaron robarle el celular y la billetera este lunes a la madrugada en la localidad de Laferrere. Toda la secuencia quedó registrada por las cámaras de seguridad de la zona.

De acuerdo a lo que se pudo reconstruir, después de haber salido a bailar, Diego Ortega entró a una reconocida casa de comidas rápidas para comprarse un café. Al salir, cerca de las 6:30 de la mañana, se puso a caminar en soledad cuando de repente fue sorprendido por asaltantes. En ese momento, se le acercó uno de atrás y lo tomó del cuello.

Pocos segundos después, aparecieron los otros y ahí comenzó el salvaje ataque. La golpiza duró varios segundos y, antes de escaparse, uno de los ladrones le dio una terrible patada en la cabeza que le hizo perder el conocimiento a Ortega, que quedó desmayado en medio de la calle.

Las hermanas del hombre, Micaela y Daiana, contaron cómo se encuentra Diego: “No puede hablar, no puede conjugar dos palabras porque se pierde. Si se sienta muy de golpe le empieza a doler la cabeza. Está todo desfigurado, no se puede ver al espejo porque dice que es un monstruo. Le hicieron estudios y la tomografía le dio bien, por eso le dieron el alta”.

Micaela contó que tanto ella como su hermana están siendo intimidadas por la difusión del video: “Estamos siendo amenazadas por estas personas porque quieren que borremos los videos y que no hagamos la denuncia”.

Asimismo, la mujer afirmó que hay un detenido por el caso, que es quien le dio la última patada que lo dejó inconsciente: “Pensamos que habían dejado libre al detenido, entonces empezamos a subir los videos y la gente nos fue dando los nombres de las personas. Fuimos arrobándolos y encontramos a uno. Como lo arrobamos, se ve que se enojó y nos pidió que borremos todo, porque sabe dónde vivimos. Ahí me dio más bronca y lo seguí viralizando”.

En este sentido, sostuvo que dos de los que están prófugos son chicos de 9 y 14 años. “Cuando nos pasaron el video no pude ni terminar de verlo porque fue muy impresionante. A mi mamá le agarró una crisis de llanto. Me duele en el alma lo que le hicieron, es como si me hubieran pegado a mí”, indicó.

Según detallaron las hermanas de la víctima, Diego solo tenía su celular y una billetera con $300. Además, acusó a los agresores de sacarse fotos con las cosas que le robaron a su hermano: “No les importa la vida”.

Comentarios