TELECREATIVA
4 de febrero de 2023 -
HABLÓ POR PRIMARA VEZ TRAS LOS RUMORES DE SU SALIDA

Berni advirtió que “el Ministerio de Seguridad es una silla eléctrica”

El ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni, advirtió que la cartera que encabeza es “una silla eléctrica”.
El ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni, advirtió que la cartera que encabeza es “una silla eléctrica”.
El ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires, Sergio Berni, este jueves por la mañana se refirió a su actual puesto como una “silla eléctrica” y habló de su posibilidad de dejar la cartera que encabeza.

“No hay nada más difícil en el país que el cargo del ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires. Es una silla eléctrica”, expresó Berni en las últimas horas sobre el cargo que ocupa en la Provincia desde hace ya tres años.

Según contó el funcionario bonaerense, en la cartera de Seguridad de la provincia de Buenos Aires “todos los días” las autoridades se encuentran “sometidos a problemas y presiones” .

“Hay cuestiones estructurales que tienen años, pero hay vocación de colaborar con el rumbo del país”, manifestó el ministro de Seguridad bonaerense sobre la situación interna del espacio que dirige desde 2019.

Tras considerar al Ministerio de Seguridad de la Provincia como una “silla eléctrica”, Berni retomó los rumores que circulan sobre su continuidad en el cargo y dijo que “es una decisión” que depende del gobernador bonaerense, Axel Kicillof.

“Es una decisión que toma el gobernador, no depende de mí. Es una decisión que tiene que ver con una tarea que estamos haciendo en la provincia de Buenos Aires, con una responsabilidad que asumí”, indicó el funcionario bonaerense en declaraciones radiales.

A su vez, el titular de la cartera bonaerense de Seguridad agregó este jueves por la mañana que “el día que el gobernador diga que va a cambiar el ministro”, él continuará “acompañando desde el lugar que sea”.

De esta forma, Berni respondió a los comentarios que circulan sobre un inminente reemplazo en su cargo y rememoró que él “nunca” pidió ser Ministro porque aceptó esa función “desde la responsabilidad” a la cual fue convocado.

Bajo ese mismo eje, el funcionario de Kicillof confesó que no escuchó a “ningún intendente” que haya pedido su alejamiento del cargo, pese a que los jefes comunales peronistas del Conurbano bonaerense presionaron en los últimos días para que Berni se alejara de su labor en la Provincia.

El pedido de los intendentes bonaerenses del peronismo fue una cuestión que se trató en la cena que mantuvieron con la vicepresidenta Cristina Kirchner en la Residencia del Gobernador, tras el multitudinario acto en el Estadio Único de La Plata.

Después del encuentro, los jefes comunales aseguraron que la segunda mandataria “dio a entender” que avanzaría con el desplazamiento de Berni al frente de una de las carteras más calientes de la provincia de Buenos Aires. 

BERNI SE REFIRIÓ A LAS DENUNCIAS SOBRE SU PATRIMONIO. Luego de hablar de su cargo al frente del Ministerio de Seguridad bonaerense y de esclarecer los rumores sobre su posible renuncia, Berni se defendió de las denuncias que se difundieron en un programa de televisión sobre su patrimonio que originaron una presentación judicial por parte de dirigentes de la Coalición Cívica.

“El mismo espacio político me denunció por enriquecimiento ilícito en otra oportunidad. Fui auditado por el cuerpo de peritos de la Corte Suprema de Justicia. Después nadie dijo que fui sobreseído de la acusaciones”, contó el funcionario bonaerense tras los cuestionamientos sobre su patrimonio.

En palabras de Berni, las denuncias televisivas y la presentación judicial de los dirigentes de la Coalición Cívica son “parte de lo mismo”, es decir, “parte del juego”. “Empezó la campaña electoral y no se discuten ideas, ni proyectos, ni modelos de país. Sólo se busca dañar al adversario”, puntualizó el Ministro.

Comentarios