TELECREATIVA
4 de febrero de 2023 -
LÍMITE DE EDAD

Una nueva regla en el básquet femenino genera preocupación en las jugadoras

La mayoría de los equipos de primera división están compuestos por jugadoras de más de 35 años.
La mayoría de los equipos de primera división están compuestos por jugadoras de más de 35 años.
Las jugadoras que participan en la Liga Metropolitana de básquet están en alerta por una nueva reglamentación que establece que, a partir de este año, los equipos de primera división no podrán tener más de dos integrantes mayores de 35 años.

La Federación de Básquet Área Metropolitana de Buenos Aires (Febamba) emitió un documento el 29 de diciembre de 2022 en el que establece que los combinados que participen en la categoría “Superior” (o primera división) deberán estar compuestos por jugadoras “nacidas entre 1988 y 2004 + 2 (dos) jugadoras de +35 años de edad”.

“La noticia nos tomó por sorpresa. Nos da una tristeza tremenda”, le dijo a TN Jésica Fuente, que tiene 41 años y es jugadora de Banco Provincia. Sobre cómo afectaría esta medida a las actuales integrantes de los equipos, precisó: “Al tener más de 35 te sacarían del deporte que hacés desde chiquita, el que jugaste siempre. Muchas no van a poder jugar o van a tener que esperar a ver si el técnico las elige para ser una de las dos habilitadas. Si no lo sos, te están retirando del básquet”.

Jésica precisó que en el básquet masculino no existe una reglamentación de este tipo y recordó que jugadores como Paolo Quinteros, Pepe Sánchez o el mismísimo Manu Ginóbili estuvieron en actividad hasta pasados los 40 años, sin ningún tipo de limitación. Incluso, fue más allá con su pregunta: “¿Que pasaría con Messi si hicieran algo así en el fútbol?”.

Lo cierto es que, en la actualidad, la mayoría de los equipos de primera división están compuestos por jugadoras de más de 35 años. “Esta reglamentación va a hacer que muchos clubes no se puedan presentar o directamente desaparezcan”, advirtió Roberta Lamy, que a sus 40 años también es parte de Banco Provincia, un equipo conformado en su mayoría por mujeres de más de 35 que deberían pelear por esos dos únicos espacios.

Es por que sentenció: “Nos perjudican, es una medida totalmente discriminatoria”.

De acuerdo a la opinión de las protagonistas, una de las razones para la elaboración de esta nueva regla podría ser la intención de las autoridades de promover el Maxi Básquet o Básquet de Veteranos y Veteranas. Estas categorías, que abarcan equipos de +35, +40 y +45 años, ya tienen un amplio desarrollo en la rama masculina, no así aún en la femenina.

“A diferencia del masculino, el básquet femenino no es tan grande. No hay tantas chicas que jueguen al básquet. Las nenas se están yendo al fútbol, que está más de moda”, explicó Roberta.

Las jugadoras explicaron que no están en contra de la promoción del Maxi Básquet, sin embargo la nueva reglamentación deja un gris: aquellas jugadoras que sean “cortadas” de sus actuales equipos por su edad, no tienen categorías +35, +40 o +45 femeninas a las que ir a jugar ya que aún no han sido desarrolladas. “No es algo concreto todavía”, sostuvieron.

“Está perfecto que haya Maxi Básquet y que las que quieran vayan a jugar ahí. Pero también que las que quieran jugar en primera o en la liga nacional, puedan hacerlo. En esta última categoría hoy hay muchas jugadoras de más de 35 que son mamás, tienen hijos”, comentó Roberta.

Y comparó: “En el masculino es libre, pueden jugar los de más de 35 en primera sin límites. La idea es que no te impidan jugar por edad, es descabellado”.

Además, denunció que las autoridades suelen utilizar al básquet femenino como “conejillo de indias” para poner a prueba sus nuevas reglamentaciones. Este sería solo un caso más.

“La pregunta si abren las categorías de Maxi Básquet es dónde vamos a entrenar. A primera apenas le dan espacio, no quiero ni pensar qué pasaría con un equipo de +35 o + 45. Entrenaríamos a las 2 de la mañana porque nos dan los peores horarios y lugares. Nos discriminan todo el tiempo, es lo cotidiano”, lamentó.

LA RESPUESTA DE LAS JUGADORAS. Ante la publicación de este comunicado oficial, las jugadoras comenzaron a organizarse para solicitarle a Febamba que dé marcha atrás con la medida.

“Tenemos que salir a luchar y a pelear para poder jugar”, dijo Lamy, que anticipó que ya están elaborando una carta para presentar ante las autoridades.

Comentarios